Últimas noticias sobre fauna silvestre
Turismo responsable: Bosque de Pomac tendrá albergue ecoturístico el 2013 PDF Imprimir E-mail

Un albergue ecoturístico de 20 habitaciones decoradas con iconografía de la cultura Sicán y que ofrecerá a los turistas los servicios básicos para su estadía empezará a funcionar a mediados del 2013 en el bosque de Pomac.

El alojamiento, que será construido con materiales tradicionales de la zona como barro y quincha, estará ubicado a diez minutos de la entrada principal del santuario histórico.

El proyecto nació luego de que los constantes pedidos de turistas, sobre todo extranjeros, que deseaban pasar la noche en el bosque para levantarse al alba con la finalidad de ver a las numerosas especies de aves que habitan en el lugar.

Debido a su gran biodiversidad, Pomac es un destino muy visitado por los amantes de la observación de aves o ‘birdwatching’. En este bosque seco viven alrededor de 70 especies de aves, muchas de ellas endémicas y en peligro de extinción, como por ejemplo la cortarrama peruana.

CAPACITACIÓN A COMUNEROS
Según María Vásquez Ampa, directora ejecutiva del Centro Eco (responsable de desarrollar el proyecto), el plan de desarrollo para la zona contempla también la reforestación de las hectáreas que fueron devastadas por antiguos invasores, así como capacitación a los lugareños en negocios relacionados a la actividad turística, como alojamientos, gastronomía y artesanía.

Vásquez mencionó que 200 familias se verán beneficiadas con el proyecto y destacó que incluso 5 de ellas ya cuentan con servicios básicos para recibir visitantes en sus casas.

“Con este tipo de viviendas dignas se busca impulsar el turismo rural comunitario, por el cual los visitantes conocen a los descendientes de la milenaria cultura Lambayeque, participan de sus cosechas, la elaboración de sus tejidos en algodón nativo y toda la cultura viva que concentra esta zona”, manifestó a la agencia Andina.

 
Las especies exóticas amenazan los ecosistemas PDF Imprimir E-mail

En 1992, Estados Unidos levantó una alerta ante la presencia del pez león, Pterois miles, en la costa este. Desde entonces, esta especie no nativa se ha desplazado hasta llegar al Caribe y a México.

El "pez león", originario de Asia, fue llevado a EE.UU. por ser una especie llamativa para los acuarios, por su tamaño —alrededor de 40 centímetros— y sus largas espinas.

Aunque la manera en que llegó a los espacios silvestres no es clara para los científicos, es un hecho que la ausencia de depredadores naturales le ha permitido proliferar en la región, y convertirse en una amenaza para la biodiversidad marina del Golfo de México.

"Muchas veces lo que sucede es que estas especies exóticas en el nuevo lugar terminan desplazando a las especies nativas, ya sea porque tienen diferentes capacidades competitivas o por la ausencia de enemigos naturales”, explicó la doctora Karina Boege Paré, del Instituto de Ecología de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM).

En los territorios insulares de México, por ejemplo, un 12% de las aves endémicas y 20% de los mamíferos endémicos se han extinguido a causa de las especies invasoras, de acuerdo con datos de la Comisiona Nacional de Biodiversidad (Conabio).

En el caso de las plantas, la forma de detectarlas no es tan sencilla, pues se requieren amplios conocimientos en taxonomía y botánica; su presencia en ambientes ajenos es tan dañina como en el caso de las especies animales.

El zacate buffel, empleado para la ganadería, es una especie que en tiempos de sequía se convierte en el combustible ideal para los incendios, dijo Boege Paré. Y a pesar de los beneficios económicos que se perciben en el corto plazo, la introducción de estas especies exóticas a los ecosistemas puede ocasionar daños irreversibles, explicó.

Los impactos de las especies ajenas a una región se pueden clasificar como ecológicos, ambientales, económicos y de salud, detalló Ana Isabel González, experta en especies invasoras de la Comisión Nacional para el Conocimiento y Uso de la Biodiversidad (Conabio).

Dentro de los impactos ecológicos está el desplazamiento de las especies nativas, la depredación y la competencia directa; las consecuencias ambientales pueden llegar hasta la degradación del ecosistema.

En materia económica, las consecuencias se traducen en mayores costos en la producción, ya sea por el uso de pesticidas, la reducción de las capacidades de producción e incluso podría ocurrir daño a la infraestructura; además, las especies nuevas pueden traer consigo enfermedades contra las que no se tengan defensas adecuadas.

Los "migrantes" incómodos

El principal medio de introducción de las especies exóticas son las actividades humanas, aunque puede haber desplazamientos por eventos naturales como los huracanes.

"Tenemos el caso, muy cerca, de la plaga del nopal, que todavía no llega a México pero está en todo el Caribe y las posibles rutas para que se siga moviendo hacia las costas mexicanas es que avance por medios naturales o también por los huracanes", alertó Karina Boege.

La palomilla del nopal es originaria de Argentina. A mediados del siglo pasado se utilizó para erradicar poblaciones de nopales en Australia y el Caribe, pero su impacto en el país podría ser considerable si se observa bajo su importancia para la alimentación básica.

A nivel mundial, México produce el 95% del nopal, y solamente en el Distrito Federal el valor de la cosecha es de unos 800 millones de pesos, de acuerdo con datos de la Secretaría de Agricultura, Ganadería, Desarrollo Rural, Pesca y Alimentación (Sagarpa).

Otra de las especies consideradas como invasoras en territorio nacional son los plecos o peces limpiapeceras. "Esta especie está presente en todos los ríos y lagos de agua dulce", dijo Ana Isabel González de la Conabio.

"Los peces limpiapeceras levantan demasiado sedimento en los ríos en busca de alimento y enturbian el agua, por lo que no existe la suficiente luz para que crezcan las plantas necesarias para la alimentación de las otras especies. La afectación a las especies nativas se da por los hábitos de la especia invasora".

A la caza de los invasores

En México no hay información disponible sobre la cantidad exacta de especies invasoras de todos los grupos de organismos vivos que están establecidos, ni su distribución o sus tamaños poblacionales, indica la Estrategia Nacional sobre especies invasoras que publica la Conabio.

Karina Boege dijo que esta falta de información dificulta la cuantificación de los daños para los ecosistemas o la realización de campañas efectivas para difundir información sobre qué hacer ante la presencia de especies exóticas en áreas ajenas a ellas.

"Se necesitan programas para involucrar a las personas en detección y control de estas especies invasoras, así como informar a quienes compran especies exóticas sobre el peligro que implica liberarlas en un ambiente natural", dijo.

 
Identifican a especie de cocodrilo que vivió hace 95 millones de años PDF Imprimir E-mail

(EFE). Investigadores estadounidenses han identificado una nueva especie de cocodrilo prehistórico de más de 9 metros de largo que vivió hace 95 millones de años y sería el antecesor más antiguo de estos grandes reptiles en África.

El fósil, hallado en Marruecos y que ha sido estudiado ahora tras permanecer varios años en el Royal Ontario Museum de Toronto (Canadá), ha sido bautizado “Aegisuchus witmeri” o cocodrilo-escudo por la presencia de un grueso escudo de piel en la parte superior de la cabeza, un rasgo sin precedentes en estos animales.

Se trata del “más antiguo antecesor de los modernos cocodrilos de África”, afirmó Casey Holliday, profesor adjunto de anatomía de la Universidad estadounidense de Missouri y autor principal del estudio, publicado hoy en la revista científica “PLos-ONE”.

EL fósil data del período cretácico tardío, hace unos 95 millones de años, parte de la Era Mesozoica, también conocida como la edad de los dinosaurios, aunque los últimos descubrimientos y la gran variedad de especies encontradas han llevado a algunos científicos a referirse a esa época como la edad de los cocodrilos, explicó Holliday.

El hallazgo proporciona información adicional sobre la evolución de los cocodrilos y cómo se puede proteger el entorno de la especie para evitar su extinción, según los investigadores. (Foto: Henry Tsai/University of Missouri)

UN ESCUDO EN LA CABEZA
El experto analizó el fósil parcial del cráneo del animal y observó cicatrices en el hueso que revelan la presencia de una estructura en lo alto de la cabeza parecida a un escudo.

Las marcas y protuberancias del hueso indican que la sangre circulaba por un montículo circular de piel en lo alto del cráneo, un rasgo desconocido ahora en los cocodrilos y que, según Holliday, podía tener como fin atraer a parejas, intimidar a los enemigos o regular la temperatura.

Al comparar varios de los huesos del cráneo, Holliday determinó que el cocodrilo-escudo tenía una cabeza más chata que la de otras especies, por lo que es improbable que se enfrentara a los dinosaurios. El examen del fósil indica que tenía mandíbulas pequeñas, seguramente utilizadas para capturar peces.

“Creemos que el cocodrilo-escudo podría haber utilizado su morro alargado como una trampa para peces”, señala por su parte el investigador Nick Gardner, de la Universidad estadounidense de Marshall, coautor del estudio.

Por el tamaño del cráneo y del cerebro, los científicos concluyeron que este ejemplar medía más de nueve metros y tenía una cabeza de metro y medio de largo.

 

Tomado de www.elcomercio.pe

 
Hallan en Europa el hongo que ha matado a seis millones de murciélagos en EEUU PDF Imprimir E-mail

El hongo que ha matado en los últimos años a más de 6 millones de murciélagos en EEUU ha sido hallado también en Europa, con la diferencia de que en el viejo continente no parece afectar a estos mamíferos, que desempeñan un rol fundamental para mantener bien los ecosistemas.

Así lo ha informado a Efeverde el biólogo e investigador del CSIC (Consejo Superior de Investigaciones Científicas), Jesús Benzal, quien ha destacado también el valor económico y sanitario de estos animales que comen insectos que son plagas agrícolas o transmiten enfermedades.

Según la página web del servicio gubernamental de Caza y Pesca de EEUU (U.S Fish and Wildlife Service) se ha estimado que al menos de 5,7 a 6,7 millones de murciélagos han muerto por este hongo, y los biólogos creen que la enfermedad continuará propagándose.

El hongo que también afecta a los murciélagos de algunas zonas de Canadá es conocido por el nombre de "nariz blanca", ya que los murciélagos cavernícolas que lo padecen tienen su morro teñido de este color.

En un principio, ha señalado Benzal en sus declaraciones a Efeverde, se pensó que podía ser un patógeno oportunista que actuaba sobre los murciélagos más debilitados y enfermos, pero recientemente se ha comprobado que no.

Presente en Europa de manera habitual

La Asociación Española para la Conservación y el Estudio de los Murciélagos (SECEMU) ha dedicado al tema un artículo en su página web, en la que también señala que parece ser que el hongo está presente en Europa de manera natural e incluso infecta murciélagos. Según explica esta asociación, "el crecimiento fúngico se debe a 'Geomyces destructans', un hongo psicrófilo, que presenta un desarrollo óptimo a temperaturas muy bajas y alta humedad, es decir, en un ambiente propio de cuevas de hibernación".

Pero, a diferencia de EEUU, añade, no causa mortalidad posiblemente porque las cepas europeas carecen de algún factor genético de patogenicidad desconocido que sí que tiene la cepa americana.

Así, concluye el SECEMU, en cualquier caso, la reciente publicación del hallazgo del hongo en Europa "no significa que necesariamente debamos esperar mortandades masivas como las de EEUU".

De acuerdo con esta sociedad, existen unas 1.200 especies de murciélagos presentes en casi todo los ecosistemas del planeta.

Con el fin de dar a conocer la importancia de estos mamíferos voladores, las Naciones Unidas para el Medio Ambiente, la Convención sobre la Conservación de las Especies Migratorias de Animales Silvestres (CMS) y el Secretariado del Acuerdo para la Conservación de las Poblaciones de Murciélagos Europeos (EROBATS) se han unido para celebrar durante el 2011-2012 el año internacional de los murciélagos.

 

Tomado de www.elmundo.es

 
Los Andes: desprotegidos y amenazados PDF Imprimir E-mail

Cientos de plantas y animales endémicos de la región andina enfrentan la amenaza creciente tanto de proyectos de desarrollo e infraestructura como del cambio climático, advirtió el documento elaborado por un equipo internacional de científicos dirigido por expertos de Duke University en Estados Unidos.

"Este concepto se aplica a los sitios que estudiamos en los Andes más que a ningún otro lugar del planeta, porque en los bosques nublados de los Andes hay un número tan alto de especies endémicas (que sólo viven allí)"."Llamamos áreas irremplazables a las que tienen un alto número de especies en espacios muy limitados. Estas especies no se pueden hallar en ningún otro lugar, por lo que conservar estos hábitats es imperativo. Son realmente irremplazables", dijo Swenson a BBC Mundo.El término irremplazable es utilizado en conservación para designar centros de alta biodiversidad donde vive un alto número de especies endémicas con hábitats favorables muy limitados."Sin embargo, nuestro análisis muestra que a nivel de la región, cerca del 80% de las áreas con un número elevado de especies irremplazables no cuenta con ninguna protección"."Estas especies requieren condiciones ecológicas únicas y son particularmente vulnerables a los cambios en el clima o el medio ambiente", señaló Jennifer Swenson, profesora de análisis geoespacial de la Escuela de Estudios Ambientales de Duke University.

Proyectos de infraestructura

Los investigadores elaboraron mapas de los hábitats de cientos de especies de plantas y animales, incluyendo mamíferos, aves y anfibios, que viven en Perú y Bolivia y no pueden hallarse en ningún otro lugar del planeta. "Ésta es una de las áreas del planeta que está experimentando cambios más rápidos", señaló Swenson.

De acuerdo a la investigadora, la amenaza que enfrentan las especies endémicas se ha vuelto más severa en años recientes, debido a iniciativas que se adentran cada vez más en zonas de gran biodiversidad."No analizamos específicamente amenazas en este estudio, pero las principales provienen de la actividad humana, tanto directamente (agricultura, cultivo de palma aceitera, explotación maderera, minería de oro, exploración petrolera y proyectos de infraestructura) como indirectamente (cambio climático)", dijo Swenson a BBC Mundo.

Los científicos reunieron para su estudio más de 7.000 registros de ubicación geográfica de 115 especies de aves, 55 de mamíferos, 177 de anfibios y 435 de plantas. Luego combinaron esa información con imágenes satelitales y datos topográficos para crear modelos computarizados que mapean la distribución de especies en toda la región andina. Corroborando esos datos con mapas políticos, los investigadores encontraron que sólo cerca del 20% de las áreas con un número elevado de especies endémicas o niveles altos de plantas y animales irremplazables se encuentra dentro de parques nacionales o áreas protegidas.

"Es increíble que si bien las aves y los murciélagos pueden volar, muchas especies en esta región viven en áreas limitadas a 50 kms dentro de las cuales sólo se encuentran en aquellos sectores en los que se da la combinación específica y adecuada de elevación, precipitaciones y temperatura", explicó Swenson. "Algunos ejemplos de mamíferos con hábitats muy limitados son Mormopterus phrudus, murciélago mastín Inca, Sturnira nana, murciélago frugívoro enano y el roedor Akodon surdus. Entre las aves tenemos Thryothorus eisenmanni, cucarachero Inca, Hemispingus parodii, hemispingo de Parodii, Atlapetes forbesi, matorralero de Apurimac, y Atlapetes terborghi, matorralero de Vilcabamba. Muchas de estas especies aún no son bien comprendidas".

Lee el artículo completo en BBC Mundo

 
<< Inicio < Prev 31 32 33 34 35 36 37 38 39 40 Próximo > Fin >>

JPAGE_CURRENT_OF_TOTAL